Archive for the ‘Hallazgos’ Category

Tan lejos, tan bello

mayo 24, 2010

Uf, tengo esto paradísimo, discúlpenme mis queridos e intrépidos lectores. A ver si vuelvo a la carga.
Hace exactamente un mes se cumplió en 20º aniversario del lanzamiento del telescopio espacial Hubble. El trasto se ha portado de maravilla y ha aportado tremendos descubrimientos al entendimiento del Universo, así como una infinidad de imágenes, como veréis, de una belleza majestuosa.

Uno de los grandes descubrimientos que le debemos al Hubble es la constatación de la existencia de agujeros negros supermasivos. Si bien Albert Einstein predijo matemáticamente su existencia, no fue hasta el año 94 cuando se obtuvo alguna confirmación al respecto. Un buen día de ese año el telescopio detectó “algo” en la galaxia M87, cuya masa era nada menos que la equivalente a 3000 soles, ecco, avistamos el primer agujero negro.
Ahí no paró la cosa: Gracias a las imágenes obtenidas, los científicos de la NASA llegaron a la conclusión de que la inmensa mayoría de las galaxias cuentan en su centro con un agujero negro supermasivo, incluida la nuestra.
Igualmente el Hubble ha provisto a los científicos de evidencias de la existencia de la energía oscura, que se cree responsable de la continua expansión del Universo, es decir, la que genera que la galaxias se alejen unas de otras de modo constante.
Los datos del Hubble permitieron también estimar con mayor precisión la edad del Universo. El propio Edwin Hubble (en honor a él, el nombre del telescopio) descubrió ya en 1920 que en efecto el Universo se expande, definió la famosa constante de Hubble y con ella pudo estimar su velocidad de expansión y su edad. Los datos que ha arrojado el telescopio han permitido afinar la edad del
Universo a 13.500 millones de años, dos telediarios, vamos.
Captó igualmente en 2005 la primera fase que da lugar a un planeta, donde se puede observar un disco de polvo y gas alrededor de una estrella recién nacida se hace cada vez más densa, floculando en lo que posteriormente formaría un planeta, igual que pasó por aquí un tiempecito.
Vamos que esto ha sido un no parar. Y lo que le queda!

Aquí os dejo algunas fotazas: Todas cortesía de la NASA

Inmensísimas masas de gas interestelar compactado en la Nebulosa Eagle una región cercana a nuestra galaxia (7.000 años-luz) tirando hacia la constelación Serpens. Estas tremendas columnas son principalmente de hidrógeno y miden varios años-luz de distancia. El gas es tan denso que en ciertas regiones éste colapsa por su propia masa, formando estrellas jóvenes (los puntitos rojos) que continúan brillando a medida que acumulan más y más gas de su alrededor.


Nebulosa planetaria del Ojo de Gato. En realidad esta nebulosa no tiene nada de planetaria. Se produce en los últimos momentos (astronómicamente hablando, dura una decenas de miles de años) de vida de una estrella gigante roja. Se trata de la eyección de plasma y gas ionizado hacia el exterior desde la capa externa de la estrella. Su núcleo, que aún subsiste aunque se encuentra a una enorme temperatura (punto blanco central), emite grandes cantidades de radiación ultravioleta que ioniza el gas en expansión. El gas contiene elementos diversos como carbono, nitrógeno y oxigeno así como calcio y metales pesados, productos de la fusión atómica que se da en el núcleo de la estrella. Es por ello que las nebulosas planetarias se consideran de enorme importancia en la formación de nuevas galaxias.


Ésta es la Galaxia Sombrero, mide aproximadamente 50.000 años luz de diámetro y se encuentra a 28 millones de años luz de la Tierra. 28 millones de años luz! Su orientación con respecto a la tierra es de sólo 6 grados, por eso sólo la podemos pillar de lado. Lo que vemos es un cinturón de polvo estelar, que evidencia su forma de espiral. A pesar de lo lejana que está, es tremendamente brillante, equivaliendo a unos 8 billones de soles como el nuestro. De hecho, está casi en el límite para poder verse con el ojo “a pelo”, y con un telescopio cutre, dicen que se ve bien. Aunque seguro que no tan bien como con el Hubble.

En esta foto dos galaxias, llamadas Antennae colisionan; en el proceso se forman billones de estrellas. Los puntos más claros de la foto son las zonas más activas de formación de estrellas. Las dos regiones anaranjadas en el centro corresponden a los centros de cada una de la galaxias formadas por estrellas más antiguas, que van acompañadas de “filamentos” de polvo interestelar, mientras que las zonas rosas son enormes masas de hidrógeno.

No somos nada! Pero ná de ná!

Por cierto, echad un vistazo a la galería de fotos de la NASA, que es pa fliparlo.

Bacterias manejadas por control remoto contruyen pirámides

abril 14, 2010

Como sé que algunos les gusta lo de la nanotecnología, os presento un video que me ha parecido impresionante. La verdad que este campo de la ciencia no deja de sorprenderme. Sí, sí…

Esta vez los protagonistas pertenecen a la École Polytechnique de Montreal, en Canada, que le han dado un enfoque realmente interesante al asunto. En lugar de fabricar máquinas de tamaño microscópico, los investigadores se han planteado la posibilidad de controlar bacterias que ya son por sí mismas bastante pequeñajas. Para ello desarrollaron un circuito de tamaño muy pequeño, capaz de producir campos magnéticos direccionales controlados por ordenador. Después introdujeron en dicho circuito un gran número de bacterias que tienen la peculiaridad de presentar magnetosomas. ¿Y esto qué es? Pues los magnetosomas son orgánulos celulares compuestos por una cadena de cristales de magnetita, un mineral ferromagnético (Fe3O4). Dichos orgánulos presentan propiedades magnéticas, de modo que en presencia de un campo magnético, éstos se orientan como lo hace la aguja de una brújula. De este modo, aplicando un campo magnético direccional, los investigadores son capaces de dirigir el movimiento de la bacterias.

En el video, un grupo de unas 5000 bacterias son manejadas por ordenador para mover una serie de pequeños bloques y construir una estructura básica piramidal. Qué molón, ¿no? La posibilidad de manejar estas bacterias podría abrir nuevos horizontes en la nanotecnología médica, por ejemplo como sistema de propulsión de nanorobots más grandes, para dirigirlos así a la parte del cuerpo de interés.

Toma ya!

Swarm of Bacteria Builds Tiny Pyramid

El mecanismo del olvido

febrero 24, 2010

¿Dónde he dejado las llaves? ¿En qué planta aparqué el coche? ¿Quién soy y qué hago aquí?

Nuestro cerebro tiene la mala costumbre de olvidar muchas cosas y a veces resulta realmente molesto. No obstante, los científicos creen que el olvido es necesario para el correcto funcionamiento del cerebro. En otras palabras, para que quepa algo nuevo, hay que borrar algo antiguo. A cuento de esto, acaba de publicarse un artículo muy interesante en la revista Cell, en la que un grupo de investigación chino-americano ha identificado una proteína que es, al menos en parte, la responsable del proceso de olvidar.

Hasta ahora no se ha sabido por qué olvidamos. Se ha especulado en ocasiones que los recuerdos tienen en cierto modo fecha de caducidad y que en algún momento, sin más, desaparecen de nuestra mente. Igualmente se ha sugerido que los recuerdos, sobre todo aquellos que se archivan en el cajón de la memoria a corto plazo, están siendo constantemente “sobrescritos” por nueva información que recibimos de nuestro entorno. Sea de un modo u otro, ambas teorías plantean el olvido como un mecanismo meramente pasivo. Como veréis ahora, este estudio parece desafiar esta visión, y parece sugerir que el olvido es un proceso activo, mediado por una proteína o enzima.

Vamos con el estudio: En él se experimenta con moscas, en concreto con Drosophila melanogaster o mosca de la fruta. Las moscas son expuestas a dos olores distintos cada uno en una placa diferente. Uno de estos olores, no obstante, propina al insecto un pequeño electroshock si la mosca se acerca a la placa impregnada con el mismo, mientras que el otro olor resulta inofensivo. Las moscas, en poco tiempo aprendieron a dirigirse al olor “inocuo”, evitando así el dolor. Cuando las moscas han aprendido, los científicos le dan la vuelta a la tortilla. [Qué cabrones]. El olor antes inofensivo viene ahora con descarga electrica, y viceversa. Tras un breve tiempo, la mosca corrige su comportamiento, eliminando el recuerdo previo y dirigiéndose al olor que ahora es seguro. Bueno, la mosca idiota no es. Pero esto eran las moscas control.

Otro grupo de moscas, modificadas genéticamente para ser incapaces de producir una determinada proteína, llamada Rac, tuvieron un comportamiento bien distinto. Éstas fueron igualmente capaces de aprender al principio qué olor les causaba dolor, y aprendieron pronto a evitarlo. No obstante, al cambiar la descarga eléctrica de placa de olor y llevarse un par de chispazos, las moscas modificadas sufrían una gran confusión, sin saber adónde dirigirse, y volaban en zigzag sin rumbo fijo. Las moscas modificadas, al no poder producir la proteína Rac, no eran capaces de eliminar el recuerdo inicial, de modo que en sus diminutos cerebros coexistían los recuerdos de descargas asociados a ambas placas olorosas.

Ésta es la primera prueba que se tiene de la existencia de mecanismos bioquímicos del olvido. Lo próximo que quieren hacer es probar esta hipótesis con ratones, [a saber qué putadas les harán a los pobres roedores. Arderán en el infierno por sus maldades], puesto que si el mecanismo es similar en mamíferos, esto puede ser una fiessshhhta. De primeras se sabe que los seres humanos tenemos también la proteína Rac, pero no sabemos aún si el mecanismo es más complejo y las funciones que cumple son las mismas que en la mosaca de la fruta. Las aplicaciones a la hora de manipular la capacidad de olvidar?? Puede utilizarse para tratar a pacientes con stress postraumático, eliminar recuerdos dolorosos o traumáticos de nuestra infancia, o quien sabe, crear un ejército de soldados sin recuerdos y carente de cualquier lazo afectivo y piedad… que rápido se me va la olla y enlazo con Huxley y Orwell, perdón.

El cristal líquido, revolución?

febrero 12, 2010

Una empresa turco-alemana ha presentado hace algún tiempo un producto basado en cristal líquido “que lo va a revolucionar todo”. No se si será para tanto, a ver de qué va esto.

El susodicho cristal liquido se aplica mediante aerosol o spray. Es totalmente transparente, no es tóxico y protege virtualmente cualquier superficie del agua, suciedad, calor, bacterias e incluso radiación ultravioleta. Por si fuera poco es flexible y transpirable, de modo que se puede utilizar sobre casi cualquier cosa.

El cristal líquido, al que llaman “Si02 ultra-thin layering”, está hecho casi en tu totalidad de dióxido de silicio sílice , que se extrae de arena de cuarzo, que hay a patadas por el mundo. Aparte se le añade un poco que agua y/o etanol, dependiento de la superficie sobre la que se quiera aplicar. Y ya está, no hay más aditivos. Aparentemente el invento se queda pegado a la superficie por interacciones moleculares y dura la torta. Puesto que las bacterias que aterrizan sobre la superficie tratada, tienen graves dificultades para reproducirse y por tanto sobrevivir, el invento proporciona, según los fabricantes, protección antibacteriana muy durardera.

Se ha estado probando en Alemania, Turquía y Reino Unido durante más de un año, y los resultados se califican de “muy prometedores”. Tiene aplicaciones en multitud de campos: Medicina (implantes médicos); materiales (protección de monumentos contra el clima y gratiffis), agricultura (al ser transpirable puede proteger plantas y semillas de hongos y otros huéspedes indeseados) e industria textil (simplemente repele las manchas).

Vamos, que si esto va en serio, me parece que ni Skip, ni Ariel, ni leches. Vamos, en boca de su inventor: “You can pour a bottle of wine over an expensive silk shirt and it will come right off”.

Estaré atento, porque dicen que se empieza a comercializar en Reino Unido este año. De todos modos, soy muy escéptico. Sin saber mucho de esto, me da bastante yuyu pensar que respirar cristal nanoparticulado le vaya a sentar muy bien a mis pulmones. Ya se verá…

Podéis leer más en: Spray-on liquid glass is about to revolutionize almost everything

Mi dentista y su soplete de plasma

febrero 12, 2010

Bueeeno, nuevo invento al canto. En este caso muchos estaremos contentos, puesto que si es cierto lo que aseguran el miedo al dentista se va a acabar. Resulta que han desarrollado una especie de soplete que emplea un fino chorro de plasma (el plasma es básicamente un gas ionizado) que sería capaz de matar la inmensa mayoría de bacterias en las cavidades interdentales.

¿Y eso no me quema la boca? Pues dicen que no, que deja la dentina (material duro entre el esmalte y la raíz de los dientes) intacto y al mismo tiempo es capaz de reducir el numero de bacterias 10.000 veces. Esto quiere decir que este cacharro podría usarse para eliminar las bacterias al inicio de una caries, sin recurrir a las técnicas tradicionales, que requieren perforar un trozo del diente (y luego empastar) para eliminar la infección.

El plasma está a unos 38 grados, de modo que no quema, sino que a su paso ioniza las moléculas de oxígeno en la cavidad, creando radicales libres, que son tan reactivos que rápidamente reaccionan con las paredes celulares de las bacterias presentes, rompiéndolas y causando su muerte.  Así de simple.

Aunque aún tengamos que esperar, según aseguran sus inventores, unos 5 años hasta verlo en una consulta, a mi se me ha puesto mejor humor.

Imagen: University of Southern California

Esperma, turbos y porreros

febrero 12, 2010

Cuando un espermatozoide trata de fertilizar un óvulo, su éxito no depende, según se pensaba, de su velocidad. De hecho, se ha observado que aquellos que comienzan moviéndose más rápido, son lo que me que menos lejos llegan en esta carrera, puesto que agotan sus energías pronto. Por otro lado, los que son muy lentos, tampoco nunca llegan a su destino. ¿Entonces en qué quedamos, que es mejor, ser rápido o lento? Bueno, pues un estudio publicado en la revista Cell este mes describe un mecanismo bioquímico en los espermatozoides que hace las veces de “acelerador”.

¿Comorl?

Hasta ahora se sabía que la velocidad de los espermatozoides dependía fuertemente del pH, o la acidez en el interior del propio espermatozoide, es decir que cuanto menos ácido (o más alcalino) esté su interior, más rápido nada. Igualmente se sabía que los espermatozoides no “sprintan” desde el principio a lo largo de su camino, sino que van hacen cambios de ritmo en distintos lugares del tracto reproductivo femenino. Así, la primera parte de su camino, la hecen relativamente lenta, hasta llegar a las trompas de falopio, que poseen paredes muy plegadas y resultan en cierto modo pegajosas. Ahí nuestros amigos aparentemente descansan un poco y de pronto, algo hace que el pH de su interior aumente, de modo que se comienza la carrera final hasta el óvulo.

“It’s a tough job for a sperm: when it’s deposited it has to travel a long distance to the egg sites. This process has been known for many decades, but how it actually happens remained a mystery”
dice uno de los investigadores en The Scientist.

La novedad de este estudio es que se ha descubierto el mecanismo que eleva el pH celular y que hace que los espermatoziodes naden como locos, en un dramático esfuerzo final. Para subir su pH interno, el espermatoziode necesitaría evacuar protones desde su interior al medio externo. Los científicos han identificado unos poros en su superficie que cumplen precisamente esa función.

“The concentration of protons inside the sperm cell is 1,000 times higher than outside. If you just open a pore, protons will go outside – we identify the molecule that lets them out” dice el jefe de la investigación en la BBC.

Según se acerca al óvulo, el espermatozoide reacciona a la presencia de una sustancia llamada anandamida, (que se encuentra en el tracto reproductivo femenino interno) abriendo masivamente los poros de su superficie y liberando grandes cantidades de protones, de modo que su pH interior aumenta y con él su velocodad de movimiento. Este hallazgo mejora el entendimiento de la dinámica de los espermatoziodes y permitirá el desarrollo futuro de técnicas tanto anticonceptivas, como conceptivas.
Qué cosas, no? Ponle un turbo a tu esperma!

Bueno y la nota curiosa (más aún),  es que la sustancia de la que hablamos, la anandamina, resulta que es un endocannabinoide (sí sí, suena a cannabis), lo cual podría explicar los problemas de fertilidad observados en fumadores de marihuana: Los cannabinoides contenidos en los porros, por su similitud química, imitan en efecto de la anandamina natural y activa prematuramente a los espermatozoides y los “quema” en poco tiempo, antes de poder alcanzar su objetivo.

Imagen: Creative Commons